jueves, 25 de marzo de 2010

Valencia (día 3) - El Retorno

Después de comer la riquísima paella y sintiéndome aún zombie de las pocas horas de haber dormido, esa noche hicimos un último recorrido por la ciudad. Mi resfriado avanzaba, sentía cómo se me iba congestionando la nariz poco a poco hasta el punto de tener que respirar por la boca; no podía falta la buena lluvia que terminó complementando la escena dramática del momento... pero ni modo, a seguir paseando. Aforutnadamente Doña Migraña no apareció. 
Paramos en algunos bares, y en uno de ellos conocimos a dos chicas locales: Alba y la amiga de Alba. Lo mas chistoso es que la amiga de Alba era el personaje del cual nadie sabía su nombre y sin embargo farreamos toda la noche con ella. Nos llevaron inclusive a otro bar donde las cervezas eran aún más baratas: Dos cervezas por un euro. Los chicos ni cortos ni perezosos se quedaron en ese lugar. Yo estaba realmente agotada y necesitaba dormir, así que a las 2am me regresé al hostal a dormir en la habitación compartida para 8 personas.
Realmente no hay mucho que contar de este último día.
A la mañana siguiente partimos para Madrid, dormí todo el viaje –cuatro horas en bus- pero no me quejo, fue un viaje de muy bajo presupuesto y con mucha diversión incluida.
Y... eso es todo.
Estación del Norte
Decoración de las calles
SEGURIDAD y PROTECCION en la Estación de buses

1 comentario: